ir al contenido de la pagina ir al indice del website

 

Sermones

Queremos compartir la palabra de Dios con usted, siéntase libre de copiar o reproducir estos mensajes con la intención de discutir, estudiar y propagar las enseñanzas presentadas en la Biblia.


< Volver <



Hay Salida


Comencemos directamente de la escritura
2 Samuel 11:1 al 4
Aconteci al ao siguiente, en el tiempo que salen los reyes a la guerra, que David envi a Joab, y con l a sus siervos y a todo Israel, y destruyeron a los amonitas, y sitiaron a Rab; pero David se qued en Jerusaln. Y sucedi un da, al caer la tarde, que se levant David de su lecho y se paseaba sobre el terrado de la casa real; y vio desde el terrado a una mujer que se estaba baando, la cual era muy hermosa. Envi David a preguntar por aquella mujer, y le dijeron: Aquella es Betsab hija de Eliam, mujer de Uras heteo. Y envi David mensajeros, y la tom; y vino a l, y l durmi con ella. Luego ella se purific de su inmundicia, y se volvi a su casa.

Leamos ahora
Gnesis 3:1-6 Pero la serpiente era astuta, ms que todos los animales del campo que Jehov Dios haba hecho; la cual dijo a la mujer: Conque Dios os ha dicho: No comis de todo rbol del huerto? Y la mujer respondi a la serpiente: Del fruto de los rboles del huerto podemos comer; pero del fruto del rbol que est en medio del huerto dijo Dios: No comeris de l, ni le tocaris, para que no muris. Entonces la serpiente dijo a la mujer: No moriris; sino que sabe Dios que el da que comis de l, sern abiertos vuestros ojos, y seris como Dios, sabiendo el bien y el mal. Y vio la mujer que el rbol era bueno para comer, y que era agradable a los ojos, y rbol codiciable para alcanzar la sabidura; y tom de su fruto, y comi; y dio tambin a su marido, el cual comi as como ella.

Estos dos relatos nos hablan de los grandes problemas que tenemos la humanidad.
El sucumbir ante las tentaciones o bien ceder a nuestras debilidades, algunas con consecuencias verdaderamente terribles, (en el caso de Adn y Eva), otras en las que la historia da un vuelco (Abraham y la esclava egipcia) o bien donde la situacin puede llevar hasta la muerte

Pero para que cedamos ante una debilidad que estamos detectando es porque no pedimos la ayuda necesaria, porque coqueteamos con la oportunidad

Cada uno de nosotros tenemos una parte ms vulnerable, ms sensible que otras, y la mayora estamos consientes de esto.

Lo importante es que cuando detectamos esto nos alejemos de inmediato de aquello que nos hace flaquear y que sabemos tarde que temprano cederemos ante la situacin o las cosas.

Eva tiene una pltica con la serpiente, interesante no creen? Poder estar conversando con una serpiente sin ms ni ms como si fuera Adn mismo, sin embargo en ningn momento da seales de sorpresa de que este hablando con un animal, y yo me pregunto ser que todos los animales hablaban? La escritura no nos marca nada

Basto un poco para que ella cediera a la tentacin, ser que Eva tena mucho tiempo de sobra? Pienso que no, tanto ella como Adn tenan mucho trabajo, y no un trabajo como el que conocemos actualmente donde al trmino del da nos duele hasta las pestaas, sudamos a cantaros y casi casi dejamos la salud en el camino.

Y nos damos cuenta que la labor de satans desde el principio de la historia de la humanidad es el hacernos caer, alejarnos de Dios

En Eva hubo duda de la veracidad de Dios y satans logro en ella un olvido momentneo de quien era Dios y lo que les haba pedido y ese momento basto para que toda la historia cambiara.

La nica prohibicin y fue precisamente lo que capto ms la atencin, podan tener todo lo del huerto, todo estaba a su entera disposicin, vivan una vida en perfeccin. Pero

Gen. 3:6 Y vio la mujer que el rbol era bueno para comer, y que era agradable a los ojos, Hay salida!

La mayora de nuestras debilidades o tentaciones entran a travs de la vista, y hago la aclaracin, la mayora! No todas.

Ahora bien nosotros no andamos tan alejado de pasar por este tipo de cosas, caemos en situaciones graves y otras no tantas, la situacin es que caemos..

Lemos un poco antes 3:5 sino que sabe Dios que el da que comis de l, sern abiertos vuestros ojos, y seris como Dios, sabiendo el bien y el mal.

Cul fue el resultado de esto?, innegablemente tuvieron un conocimiento extra, EL CONOCIEMIENTO DEL MAL y como premio a esto su MORTALIDAD y todo lo que en ello implica, DETERIORO en todos los aspectos y de los cuales actualmente seguimos pagando las consecuencias.

Increble no frenar un poco antes de seguir adelante.

Y que hay con David, un hombre por dems privilegiado del Seor, y nos preguntamos:
Qu estaba haciendo en su casa cuando su ejrcito estaba en batalla?
2 Samuel 11:1 Aconteci al ao siguiente, en el tiempo que salen los reyes a la guerra, que David envi a Joab, y con l a sus siervos y a todo Israel, y destruyeron a los amonitas, y sitiaron a Rab; pero David se qued en Jerusaln.

Definitivamente trabajo tenia, y no solo eso, era una gran responsabilidad ya que su ejrcito estaba en batalla, y l como rey, como lder de su pueblo tena la responsabilidad de estar con ellos.

Consecuencias? Al estar en casa, al no ocuparse de lo importante, sus pensamientos se fueron a su satisfaccin personal, la tentacin sali a flote y cedi ante la debilidad, en lugar de alejarse de ella, de ponerla delante de Dios en sus oraciones, pedir fortaleza para librarse de ello la alimento, planeo las cosas, premedito aun mas all cuando el pecado sali a la louz, la muerte de Uras 2 Samuel 11:15 Y escribi en la carta, diciendo: Poned a Uras al frente, en lo ms recio de la batalla, y retiraos de l, para que sea herido y muera.

El pecado tena verdaderamente contaminado a David y no importo absolutamente nada, y la decisin fue drstica.

Una vez ms la vista hizo de las suyas, Eva vio y deseo, David vio y deseo, ambos tenan una gran comunicacin con Dios, platicaban con l, y en lugar de recurrir por auxilio, de ver en sentido contrario a lo que su debilidad les estaba marcando, tomaron la decisin equivocada.

Y si hablramos un poco de Abraham, y que cosa, considerado el padre de la FE!, tambin cedi y fue primeramente por lo que escucho de su esposa Sara, tomaron por tardanza la promesa de Dios, decidieron ellos que la promesa establecida no vendra por la esposa sino por una esclava.

Gnesis 15:5-6 Y lo llev fuera, y le dijo: Mira ahora los cielos, y cuenta las estrellas, si las puedes contar. Y le dijo: As ser tu descendencia. Y crey a Jehov, y le fue contado por justicia.

Vamos ahora:
Gnesis 16:2 Dijo entonces Sarai a Abram: Ya ves que Jehov me ha hecho estril; te ruego, pues, que te llegues a mi sierva; quiz tendr hijos de ella. Y atendi Abram al ruego de Sarai.

Abraham debi de haber preguntado a Dios si ese sera el medio para su descendencia, segn nos deja ver la escritura la decisin de Sarai fue ms que suficiente para Abraham.
Este fue un momento de debilidad de grandes consecuencias, y su debilidad no podemos atribursela a que fuera Agar, sino a las palabras de su esposa, a la de querer ver cumplida la promesa que Dios le haba hecho tiempo atrs.

Al parecer Agar no representaba mucho para Abram, leamos su actitud, la escritura no nos habla de que fuera su concubina, que hubiera estado con ella como tal y donde definitivamente no haba sentimiento de amor, cuando Sarai se queja, el responde que haga con ella como bien le plazca, como quiera,

Gen. 16:6 Y respondi Abram a Sarai: He aqu, tu sierva est en tu mano; haz con ella lo que bien te parezca. Y como Sarai la afliga, ella huy de su presencia.

Se hubieran evitado tantas cosas si la oracin, el consejo y gua de Dios hubiera estado primero.

Nuestras debilidades son tantas, la tendencia a pecar invariablemente esta todos los das, y que importante es que tengamos en cuenta que la salida estn enfrente de nosotros

1 Corintios 10:13 No os ha sobrevenido ninguna tentacin que no sea humana; pero fiel es Dios, que no os dejar ser tentados ms de lo que podis resistir, sino que dar tambin juntamente con la tentacin la salida, para que podis soportar

Ser tentados no es un pecado, ya que tenemos la capacidad de resistirlo, el problemas es cuando cedemos a aquello que nos est provocando hacer cosas en contra de lo que Dios nos ha marcado, coquetear con el momento, pensar que somos infalibles, que podemos estar caminando cerca del fuego y no llegar a quemarnos, no juegue y evite hacer aquello que sabe est mal delante d Dios, evite a aquellas personas que sabe que lo estn provocando a ser lo incorrecto, evite programas, lecturas, conversaciones, lugares inadecuadas.

Y tenemos gran ejemplo en Jos, que cuando la esposa de Potifar se insina el resiste, se mantiene firme y decide no ofender a Dios. (Gen.39:7-12).

Sabemos que parte de nuestras armas para poder resistir esa tentacin o debilidad y en pocas palabras aquello que nos lleva al pecado es ORANDO primeramente, hacindonos a un lado, alejarnos de eso literalmente, buscar ayuda, alguien en quien usted pueda confiar y le ayude a librar esos momentos difciles.

Hay ocasiones que confundimos nuestra libertad con el hacer lo que nos pega la gana donde no hay restricciones, cuando la libertad viene de otra parte y leemos
Juan 8:31-32 Dijo entonces Jess a los judos que haban credo en l: Si vosotros permaneciereis en mi palabra, seris verdaderamente mis discpulos; y conoceris la verdad, y la verdad os har libres.

Hgase un favor, Nunca olvide que NO est solo, que cuenta primeramente con Dios y despus con nosotros.

Cuando crea que no puede, acerque a Dios y permita que le muestre la salida, permita que le muestre a alguien que puede ayudarle y apoyarle.


AMEN


Rosamara Segura
Pastor

Fecha del servicio:

06/12/2011




< Volver <

^ Ir arriba ^




A continuacion el Mapa del Sitio